jueves, 15 de septiembre de 2016

Rollitos de pollo con jamón y queso

Para hoy os traigo una receta que tenía muchas ganas de compartir.
Es un plato que hace mi madre desde hace mucho tiempo y cuando lo hace para las visitas, triunfa.

Es un plato sencillo pero que queda vistoso y gusta.. qué más se puede pedir?

Así que ahí va:




Ingredientes:
-2 pechugas de pollo fileteadas
-Jamón York en lonchas
-Queso en lonchas (uno tipo de sandwich, no muy curado para que se pueda enrollar bien).
-2 huevos
-Pan rallado
-Sal
-Palillos

Y para la salsa:
-1 cebolla grande o 2 pequeñas
-1 tomate grande o 2 pequeños
-Coñac/Brandy/vino blanco (lo que tengáis a mano o soláis echar a los guisos)
-Agua
-Sal
-Pimienta negra

Elaboración:
Ponemos los filetes sobre una tabla o la mesa limpia y le ponemos sal al gusto (a mi me suele pasar que se me olvida y me doy cuenta rebozando.. nadie es perfecto...)

*Yo prefiero ir a una carnicería y que me hagan los filetes porque si compras las bandejas ya fileteados hay veces que parece que han hecho picadillo... mejor hechos por un@ profesional porque los necesitamos algo grandes y uniformes, no muy gordos.

Así que ponemos un filete de pollo, una loncha de jamón y una de queso.


Enrollamos con cuidado, poniendo 2 o 3 palillos sujetando todo para que no se desmonte.
Y repetimos con cada filete hasta que los hagamos todos:


Ahora batimos los huevos y ponemos en otro plato el pan rallado.
Pasamos por el huevo y luego por el pan rallado, intentando que se impregne bien por los lados para que quede bien cubierto.

Ponemos una sartén en el fuego con bastante aceite, los freímos y los pasamos a una cazuela bastante amplia, que no se amontonen mucho.


En la misma sartén, quitamos el aceite, ya que es demasiado y dejamos un poquito, lo justo para hacer la cebolla y el tomate.
Picamos la cebolla y el tomate. No hace falta hacerlo muy pequeño porque lo vamos a pasar por la batidora, así que no hace falta esmerarse en hacer los trozos muy pequeños.

Hacemos en la sartén la cebolla y cuando esté un poco hecha, echamos el tomate pelado y en trozos. Salpimentamos al gusto y cuando esté ya todo blandito, echamos un chorro de brandy/coñac... lo que tengáis y dejamos que se evapore el alcohol un poco, removiendo. Lo pasamos al vaso de la batidora y lo batimos bien.

Y esto lo echamos en la cazuela donde tenemos los rollitos, añadiendo agua hasta cubrirlos.


Lo coceremos a fuego medio/bajo durante unos 10-15 minutos para que coja cuerpo la salsa, con cuidado, ya que al llevar el pan rallado, es fácil que se peguen al fondo, hay que estar pendiente y remover de vez en cuando.

Y ya tendríamos nuestro plato. Es la típica receta que puedes hacer el día antes y luego calentarlo porque no pierde nada de sabor y casi que está mejor porque los rollitos cogen más sabor de la salsa.

Os dejo una foto de como queda el corte:


Queda muy suave y dependerá del tipo de queso que se elija, pero de verdad que queda... mmmmm!!!

Yo he probado la receta de otras personas que lo hacen sin rebozar o modificando la salsa, añadiendo más ingredientes, pero ésta es la típica salsa que hace mi madre y la verdad que es sencilla pero está muy buena así que... para qué cambiar!!

Espero que os haya gustado y que lo pongáis en práctica.

Gracias por leerme.