sábado, 21 de mayo de 2016

Receta de postre murciano: Pan de Calatrava

Para hoy os traigo la receta de un postre muy sencillo y que queda muy muy rico: el Pan de Calatrava.

Es una receta que suele hacer mi madre y me di cuenta que por León no se conocía, así que lo busqué en internet y descubrí que era un postre murciano.

En sí es la receta de un flan de huevo, al que se le añade una base de bizcocho, que puede ser también magdalenas o pan con bastante miga. Aquí os detallo la receta:



Ingredientes:

  • Leche: 1 litro
  • Huevos: 6
  • Azúcar: 7-8 cucharadas soperas
  • Canela en rama: 1
  • Limón: la corteza de uno
  • Bizcochos
  • Caramelo líquido


Yo utilizo los bizcochos que veis en la imagen porque son bastante consistentes y quedan muy ricos, pero también valen sobaos, magdalenas cuadradas...

Es mejor elaborarla el día anterior, queda más rico de un día para otro.

-Comenzamos poniendo en una cacerola la leche con el azúcar, la corteza del limón y el palito de canela, para que hierva unos minutos y la leche coja el aroma.


Después de que hierva unos minutos, apagamos el fuego y dejamos enfriar, quitando la corteza de limón y el palo de canela para que no aporten amargor a la leche.

-Cuando ya ha enfriado, la pasamos a un bol, pasando por un colador, para apartar la telilla que genera la leche al hervir y que no nos estropee la receta. Incorporamos los 6 huevos y batimos todo.

-Cogemos el molde, yo utilizo los de aluminio de usar y tirar, ya que es algo que luego le daremos la vuelta y estos vienen genial, porque así no hay miedo de rascar con el cuchillo por el borde. Tengo que decir que yo tenía de 1 litro y me sobraba mezcla, así que tuve que echar en recipientes pequeños el sobrante, así que tener en cuenta la capacidad del molde.

-Echamos caramelo líquido en el molde y, a continuación, echamos la mezcla con cuidado.


-Y ahora ponemos los bizcochos por encima de la mezcla. Estos en concreto me gusta cortarlos a lo largo para que quede una capa más fina. Hay que cubrir lo máximo posible para que luego quede uniforme.


-Y lo pondremos en el horno al baño María. Esto quiere decir que necesitamos una fuente apta para el horno donde poner el molde y llenarla de agua, sobre un dedo, más o menos. Para esto viene bien la bandeja del horno, que es la que utilizo yo.

-Yo lo pongo a máxima potencia, 250º a media altura. El truco es coger un trozo de papel de aluminio o papel albal y ponerlo por encima para que no se reseque mucho y no se nos queme la parte de arriba. 

El tiempo depende del molde, pero yo suelo tardar una hora en hacerlo, hay que ir mirando, hasta que veamos que está cuajado, comprobando con algún objeto como un cuchillo que no queda la mezcla pegada.

-Debe quedar algo así.


Lo dejamos enfriar y cuando esté templado, al frigorífico. Es bueno hacerlo el día anterior y que así esté un par de horas en frío. Luego lo desmoldamos con cuidado sobre el plato o fuente que queramos.





Queda un flan muy cremoso y con la base de bizcocho está buenísimo! tenéis que probarlo!

Espero que lo probéis y si es así, me contéis qué tal.

Gracias por leerme.